sábado, 13 de mayo de 2017

Pechugas de pollo en escabeche

Con el buen tiempo apetecen recetas frescas, que puedas cocinar y reservar en la nevera durante días y que te salven en un momento en el que la casa se llena de amigos y no se te ocurre nada para ofrecer, o simplemente para llevar en el tupper a la oficina, y comerlo en el parque más cercano disfrutando del sol y del buen tiempo.


Os propongo cocinar pollo en escabeche. Esta técnica se utilizaba mucho en las épocas antiguas en las que la  caza era importante en muchas cocinas de nuestro país, sobre todo  para conservar sobre  perdices, liebres y otras piezas de carne Se preparaban en garrafas de barro y se cerraban durante meses. Está buenísimo y yo no se si es porque se cocina en vinagre  y vino juntos, pero no se nota la presencia del aceite y resulta bastante sano.
Es importante prepararlo al menos un par de días antes de consumirlo, no queremos hacer una conserva, pero la carne del pollo debe macerarse y coger todos los sabores del escabeche.


                                                          1 pechuga de pollo
                                                          1 vaso de aceite de oliva
                                                          1 vaso de vino blanco
                                                          1 vaso de vinagre
                                                          5 granos pimienta negra
                                                          2 hojas de laurel
                                                          2 cebollas
                                                          6 zanahorias
                                                          5 ajos
                                                          sal
                                                          Medio vaso de agua

Ponemos todos los ingredientes en una cacerola.






Bañamos con los ingredientes líquidos.



En ésta ocasión he utilizado vinagre de estragón, pero usad el que más os guste, aunque os recomiendo un vinagre de vino blanco, así no se os oscurecerán las pechugas.

Ponemos a fuego, añadimos la sal y dejamos reducir y que se hagan las verduras.



Incorporamos las pechugas y lo mantenemos al fuego  durante unos 30 minutos, con la tapadera puesta.



Solo queda dejarlas reposar para que se enfríen y reservar en la nevera. Es importante hacer las pechugas enteras, si las incorporáis al escabeche ya fileteadas, se os desharán y no las disfrutaréis de la misma forma.
Son ideales para un bocata, tupper para la oficina o llevar a la playa. Y ya os adelanto que en casa no duran demasiado.


¿Apetece? Pues manos a la obra.

BUEN FIN DE SEMANA

lunes, 1 de mayo de 2017

Customiza una camisa y estrena al momento

Es tendencia absoluta el llevar parches en distintas prendas de vestir, pero al final , vas por la calle y ves siempre lo mismo,cosa que no me gusta en absoluto.
Es por eso, que he decidido customizar alguna de mis prendas y animaros de ésta forma a que hagáis lo mismo.


Tenía una camisa blanca que no utilizaba mucho y he decidido darle una nueva vida, actualizándola con algunos parches divertidos tal y como véis en la foto.




En el mercado hay innumerables tipos, para coser, para pegar, para adherir con la plancha, en forma de cristales, de tela, plásticos. Yo he optado por la plancha, ya que son mucho más duraderos y además os tengo que decir que si os aburrís u os quedan mal, podemos despegarlos sin problema.
Es cuestión de ir haciendo montajes.




Solo hay que poner una tela sobre la prenda y los parches y planchar con cuidado.




Al final utilicé uno que tenía adhesivo, así que quitar el mismo y volver a planchar.



Enotra zona de la camisa utilicé unos cristales que se planchan para darle un toque distinto.




Creo que ha quedado resultona, como dice mi marido. Y si no,lo cambiamos y ya está. Probad con jeans, o alguna otra prenda que se os haya manchado, quedan ideales y estrenáis al momento.



¿Que es lo próximo que pensáis customizar?

BUENA SEMANA

domingo, 30 de abril de 2017

Conserva las flores frescas durante 4 semanas

Tal y como os adelanté en las redes sociales, quiero compartir con vosotros una técnica para alargar la vida de las flores,en éste caso de las rosas. Eso os animará a comprar de vez en cuando alguna, ya que pueden durar un mes aproximadamente.


Como ya sabéis desde el mismo momento en el que se corta el tallo de una flor,  y se la separa de la planta,  ésta inicia su proceso de deterioro. Podemos retardarlo de varios modos, el más habitual es el de pones la flor en un florero con agua para que se mantenga la circulación de la sabia. Lo que no puede evitarse es que la flor se acabe marchitando y estropeando dado que inicia una putrefacción aeróbica al estar en contacto con el oxígeno del aire.


Hoy mi propuesta gira en torno a una variación en el tipo de descomposición de la flor que alarga su duración, y esto lo conseguiremos reduciendo el contacto de la flor con el oxígeno del aire, así lo que haremos será generar en la flor una putrefacción anaérobica, o sea, sin la presencia de tanto oxígeno como el que contiene el aire.

El proceso es muy sencillo y seguro llamará la atención de quien visite vuestro hogar. El proceso para realizarlo es muy sencillo. En primer lugar necesitaremos una rosa (puede ser cualquier otra flor), un florero alargado en el que tenga cabida nuestra flor y una plataforma que sirva de base y contenga nuestro montaje.


A continuación prepararemos la flor de modo que le quitaremos las hojas (que se estropean antes que los pétalos).


Ponemos nuestra flor en el florero "boca abajo".


Cortamos el tallo en la medida que mas nos guste.


Ahora procederemos a llenar el florero de agua hasta el límite, completamente lleno de agua. Os recomiendo que sea agua reposada y que la uséis directamente del grifo dado que la presión del agua la llena de burbujas de aire que queremos reducir al máximo para crear un ambiente acuático y, por tanto, anaeróbico. YO para quepodáis verlo bien lo he llenado con una jarra.


Y ahora viene poner la base a modo de tapa del florero, que estará lleno de agua y con la flor dentro. Sólo nos queda el toque final, con decisión, ilusión y algo de maña...le damos la vuelta a todo el montaje.






Queda muy bonito y llama la atención, y a pesar de que la flor acabará deteriorándose os garantizo que una flor fresca puede llegar a aguantar hasta cuatro semanas en este montaje. Hemos creado una flor sumergida que nos dará un toque de originalidad a nuestro hogar.



Espero que os sea útil. Y es una forma diferente de tener flores frescas en casa.

Espero vuestras fotos y comentarios.

BUEN FIN DE SEMANA

domingo, 9 de abril de 2017

Consigue que tus manos no cumplan años

Con los primeros rayos de sol y el buen tiempo, empezamos a exponer nuestra piel deforma imprevista, y es entonces cuando debemos protegernos para evitar posibles efectos irreversibles en la misma.
Las manos son las grandes olvidadas, y es curioso como a través de los años, son las indiscretas que nos pueden en muchos casos poner en un aprieto desvelando la edad que siempre evitamos citar.


Utilizo ésta mascarilla que os propongo dos veces por semana al inicio de la primavera y después al menos una durante el verano.
Me ayuda a hidratar la piel y evitar manchas que sobre todo a través del sol y la edad pueden salir.
Utilizo el plátano ya que es rico en Vitamina C, B y E lo que lo hace ingrediente imprescindible para aclarar,hidratar y humectar la piel. No penséis que no os pondréis morenas, al contrario el sol penetrará en la piel en su justa medida, pero sin ocasionar manchan que afeen a "nuestras tarjetas de visita".

La miel tiene muchas propiedades hidratantes y el limón hace que la mascarilla desinfecte y aclare.


                                                1/2 plátano
                                                1 cucharadita de miel 
                                                5-6 gotas de zumo de limón

En un bol ponemos el plátano, las gotas de limón y trituramos con un tenedor.




Añadimos la miel. En ésta ocasión añado una cucharadita de miel de limón que compré en Suecia y sólo suelo usar para jarabes o mascarillas por su poder desinfectante.



Integro bien todos los ingredientes y aplico en las manos. Dejo actuar unos 25-30 minutos y enjuago con agua tibia.





Secarlas con pequeños toques y veréis la suavidad que os ha aportado la mascarilla.
Es importante aplicarla al menos dos veces en semana durante la primavera, y si ya tenéis alguna mancha y queréis aclararla, hacerlo 3 veces en semana hasta que consigáis el tono de piel que os agrade. Todos los días en la noche suelo darme un masaje con crema de rosa blanca para mantenerlas hidratadas y juveniles.


¿Queréis que vuestras manos desvelen vuestra edad u os echen  años de más? Aplicad ésta mascarilla y vuestras manos no cumplirán años.

BUENA SEMANA